UN BUEN ENOLOGO

Segun A. Mendoza

Un buen enologo debe ser un exitoso assemblage de:


20% romanticismo - arte - sensibilidad-pasion.

30% disciplina - dedicación - orden - planificación - humildad.

40% ética profesional - conocimiento - liderazgo - proactividad -espíritu critico -docencia .

10% un toque de gourmand - "bon vivant y simpatía - es el director de orquesta de una sinfonía química natural, para el placer sensorial de los enófilos y consumidores de vino.


Las mujeres y los hombres enólogos son seres apasionados, con un toque de artistas y una alta dosis profesional de gestión que organiza los recursos humanos que participan en la cadena productiva del vino desde el viñedo.


Son los protagonistas mas creíbles ante los ojos del consumidor. Son los responsables directos de la genuinidad y la agradabilidad del vino, obtenido naturalmente de la uva con el menor uso de aditivos químicos y costos eficientes.